Alrededor de 80 empleados de la firma forman parte de un comité destinado a trabajar en proyectos que buscan vincular a la empresa con la comunidad y dar a conocer su actividad en Tierra del Fuego. Ayer entregaron elementos escolares a niños de primer grado de las Escuelas 4 y 26.

RIO GRANDE.- Un grupo de trabajadores de la empresa petrolera APACHE decidió, a partir de la aprobación de la gerencia local, involucrarse en un proyecto que busca vincular a la firma con la comunidad. Ayer dieron uno de los primeros pasos, entregando kits escolares a niños que asisten al primer grado de las Escuelas Nº 26 y Nº 4, quienes recibieron con una gran sonrisa la llegada de los visitantes.

Para llegar a ese día primero se buscó conocer cuáles son los sectores sociales con mayores dificultades en la ciudad, así desembocaron en la educación. Luego determinaron los establecimientos donde asisten chicos con más necesidades y buscaron conocer -a través de los propios docentes- cuáles son los elementos escolares más utilizados por los pequeños que asisten al primer grado, a fin de llevar artículos que les sean realmente útiles.

Marcelo Watson, encargado de Relaciones Institucionales de Apache, contó que la idea inicial surgió de un relevamiento que realizó la empresa entre sus empleados para determinar el grado de conocimiento que tenían con respecto a las actividades que llevaba adelante Apache en Tierra del Fuego. «De ahí surge la falta de difusión de todo lo que lleva adelante la empresa dentro de la provincia con lo cual, gracias a la apertura de nuestra gerencia, nos permitió conformar un comité destinado a trabajar en algunos proyectos que pudieran tener vínculo con la sociedad», dijo.

Es allí donde comienza el trabajo de este grupo de empleados. «Es un voluntariado que se logra a través del empleado, de que ellos mismos busquen en la sociedad cuáles son las necesidades más básicas que tiene para trabajar en ese aspecto», agregó.

En este sentido la primera idea fue aportar estos kits escolares. «Este es el proyecto que toma el grupo como punto de partida a partir de un sondeo que hicieron de las distintas necesidades en las escuelas; pudimos llegar a entregar estos kits en la Escuela 4 de la Margen Sur en los turnos mañana y tarde como así también en la Escuela 26», señaló Watson.

La Escuela 4 en la zona de la Margen Sur de Río Grande tiene alrededor de 700 alumnos, muchos de ellos de muy bajos recursos. «La idea es empezar con la entrega de estos kits a primer grado tanto del turno mañana como del turno tarde, en total estamos hablando de más de cien alumnos. También en la Escuela 26 es otro establecimiento donde se vio la necesidad de poder aportar estos elementos que realmente están muy bien armados», aportó y describió que «antes de armarlos lo que se hizo fue tomar contacto con las maestras de primer grado para determinar qué tipo de útiles serían los necesarios para el desarrollo de un chico durante la etapa de primer grado y, en base a eso, la empresa con proveedores locales armó estos kits que son los que entregamos».

La propuesta tuvo un doble sentido: por un lado mostrar la empresa y la actividad que desarrolla y aportar a la comunidad de Tierra del Fuego. Esto a partir de que lo que se ha observado desde la firma es que las actividades que desarrolla Apache en Tierra del Fuego no están -de alguna manera- bien difundidas.

«La empresa tiene hoy la planta San Sebastián que es la que provee casi el 90% de gas a la provincia, también explotación petrolera. Pero teniendo un lugar que, de alguna manera es un hito para el desarrollo de la provincia, es importante que la gente sepa. Una de las cosas que hemos relevado también es la falta de conocimiento de la ubicación donde está esta planta de Apache», indicó además el referente de la empresa.

Este grupo de trabajadores destinará tiempo a lo largo del año en distintos proyectos y, según relataron, la idea es que -en lo posible- al menos bimestralmente se desarrolle una actividad de este tipo.

El Sureño

About these ads