Aunque el lanzamiento del consejo de ministros de la Unasur debió postergarse, hubo avances significativos en el debate de las principales propuestas. Comercio intrarregional sin dólar y barreras de defensa contra ataques especulativos, entre ellas.

Por Raúl Dellatorre.- Las dificultades para el transporte aéreo desde y hacia Buenos Aires y otros aeropuertos cercanos obligaron a suspender la reunión de ministros para el lanzamiento del consejo de economía y finanzas de la Unasur. De todos modos, ayer sesionó la comisión técnica conformada por los funcionarios que pudieron llegar a la capital argentina, aprobando el plan de acción. La intención de todos es reprogramar para cuanto antes la fecha de lanzamiento, “pero habrá que coordinar agenda entre doce ministros”, se excusó una fuente de la organización.

Los representantes técnicos de los diferentes países acordaron avanzar en las propuestas ya conversadas, en los siguientes planos:

– promover el intercambio regional en monedas locales, sustituyendo el uso del dólar;

– formación de un fondo de contingencia que actúe, en el caso de ataques especulativos, en defensa de las monedas y economías de la región;

– articular el uso de reservas internacionales, promoviendo la autonomía financiera de la región;

– buscar mecanismos de canalización del ahorro interno de los países de la región en favor de la capitalización de proyectos de inversión dentro de la misma área.

El documento acordado no será dado a conocer hasta que lo conozcan y aprueben los distintos ministros de los países miembro, que ayer no participaron del encuentro. Otros puntos específicos, como promover la creación del Banco del Sur, no serían mencionados explícitamente en el documento final aunque forman parte del espíritu de la propuesta general, indicaron participantes del encuentro.

“Es un avance tremendo en un momento bien importante para la región, que brinda una oportunidad de acordar dentro de la diversidad una propuesta de desarrollo como quizá nunca se planteó Latinoamérica como bloque”, señaló con entusiasmo a Página/12 José Félix Rivas, director del Banco Central de Venezuela y representante de su país en temas económicos en la Unasur.

El participante por Venezuela en el encuentro señaló algunos aspectos debatidos y la proyección que podrían tener a futuro en una acción conjunta. “Por cómo se desarrolló la crisis mundial, a América latina le brindó un aprendizaje importante; una oportunidad para ponerse a pensar en mecanismos institucionales para enfrentar las crisis recurrentes, promover el desarrollo orientando el ahorro interno, mirar con atención los movimientos especulativos que son un componente importante del auge de precios de nuestros commodities, los granos y el petróleo”, indicó Rivas. Además, agregó como advertencia: “Latinoamérica ha sabido enfrentar una situación crítica, pero no está exenta de nuevos ataques especulativos. Este es el momento de aprovechar la experiencia”.

Página/12