José Lludgar, secretario general del Sindicato de Petroleros Jerárquicos, afirmó que la única alternativa que encuentra al desinterés de YPF de reconocer el Convenio Colectivo de Trabajo a 220 supervisores es dirigirse a la Justicia. “Se hicieron las gestiones, pero no se pudo avanzar en el tema”, dijo en Radio del Mar

“Se hicieron las gestiones. No se pudo avanzar en el tema y la única que puede dirimir es la Justicia”, resaltó como parte de las conclusiones del caso que llevó el martes a la noche en Caleta Olivia a un plenario de delegados que representan a los trabajadores afectados por la política de YPF.

Los supervisores aseguran que la compañía petrolera les está abonando los sueldos con las escalas de SUPeH (Sindicato Unido de Petróleo e Hidrocarburos) y no con la convención laboral de los petroleros jerárquicos que firmó el gremio con la Cámara de Empresas Productoras de Hidrocarburos en 2010.

En diciembre del año pasado, debido a la negativa de la empresa a reconocer el CCT, los petroleros jerárquicos fueron a la huelga y llegaron a tomar la planta de Termap (Terminales Marítimas Patagónicas). El conflicto ahora se reduce a un número de obreros que le pidió explicaciones a Lludgar, que motivó la reunión del martes.

“Lo que charlamos es justamente que la única alternativa es la vía judicial. Todavía no se decidió. Vamos a seguir charlando sobre los pasos a seguir”, sostuvo Lludgar. El sindicato abarca Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego. Además, incorporó un nuevo conflicto con San Antonio, ex Pride, que también estaría planeando retirar sus bases de Santa Cruz, al igual que Schlumberger. “Si una empresa como San Antonio cierra la base, hablamos de 200 puestos de trabajo. Los planes de inversión corren riesgo. Llevé esos planteamientos a la operadora, al mismo gobernador”, afirmó.

La Opinión Austral